A imagen y semejanza (2018)

Instalación: Fotografía 110×65 cm, 2 fotografías de 4×2 cm, repisa y lupa.

Exposición individual: “Turbar”, Galería D21, Santiago, Chile. Curatoría: Mariairis Flores

El trabajo consiste en una reinterpretación del cuerpo femenino, a partir de dos fotografías, la primera corresponde a una indígena Yagana (1882-1883) y la segunda a una postal erótica de una mujer blanca europea (circa 1880), ambas comparten la misma pose. Estas referencias nos muestran una idea en torno al deseo y la representación de la feminidad. La reinterpretación es encarnada por el cuerpo del artista, quien posa feminizado en un retrato a escala y constituye, a imagen y semejanza, una tercera “mujer”. La instalación se despliega con la fotografía de mayor tamaño en la que vemos al artista y las dos fotografías en miniatura puestas en las pinzas metálicas de una lupa de estudio. Este elemento busca reforzar la mirada que recae sobre estos cuerpos, acentuando una mirada cientificista y fetichista. La obra busca relacionar la construcción del deseo por el cuerpo femenino con el pudor impuesto sobre el mismo desde la colonialidad del género.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s